Mucho se habla últimamente del efecto ‘foxy eyes’ que han puesto de moda las Hadid, las Kardashian y los filtros de Instagram. Es, sin duda, la mirada más deseada y una tendencia a la que aspiran muchas mujeres: un auténtico lifting de párpados. En ocasiones nos creamos expectativas al ver una fotografía y nos frustramos al intentar simular el efecto con maquillaje. Muchos ‘foxy eyes’ de celebrities, por no decir la mayoría, son fruto de la magia de los tensores. Pero… ¿Cómo podemos crear un foxy eyes maquillaje paso a paso?

¿Cómo funcionan los tensores para crear el efecto ‘foxy eyes’?

Los tensores son unas pegatinas transparentes que vienen con el autoadhesivo puesto. Para usarlos se retira el protector y se colocan en ambas sienes. Vienen con un agujero en el que se engancha una gomita elástica. Esos elásticos se unen y se enganchan entre sí en la parte trasera de la cabeza. Se camufla bien la gomita entre el cabello y ya tenemos listo el efecto ‘foxy eyes’ con ayuda de los tensores.

Con estos tensores conseguimos un efecto lifting que podemos potenciar con la ayuda de un buen maquillaje.

Foxy eyes maquillaje paso a paso

Para conseguir un foxy eyes sin cirugía y sin tensores podemos recurrir a algunos trucos de maquillaje. Es importante dejar claro que para conseguir una mirada similar a la de Bella Hadid y compañía vamos a tener que tener unas condiciones previas en el párpado que sean favorables para conseguir ese efecto en la mirada. En este maquillaje lo más importante son: las cejas y las pestañas.

1. Cejas:

Lo primero que hay que trabajar para conseguir los ‘foxy eyes’ son las cejas. En primer lugar, maquilla y falsea un pelo a pelo, sobre todo en las zonas más despobladas. A continuación, trabaja las cejas con una pastilla de jabón y un gupillón. Para ello, humedece el gupillón con una bruma, raspa bien en la pastilla de jabón, y peina las cejas, desde raíz a puntas y en movimientos ascendentes.

Una vez realizado este paso, coge un pincel de cejas con peine y cepillo. Con la parte del cepillo peina y ayuda a integrar el jabón y a quitar el exceso. Para finalizar, hay que pulir la punta para que quede un resultado natural.

2. Sombras de ojos:

Escoge una sombra en tono neutro suave, cálido, y de acabado mate: melocotón, marrón clara o rosada. Con una brocha de pelo natural, de forma redondeada y pelo sueltecito, aplica esta sombra mate en la zona del párpado superior y dispara ese difuminado hacia la sien, incluso puedes sobresalir un poquito del marco del párpado.

Una vez trabajada esta sombra mate, maquilla el párpado móvil. Para este efecto ‘foxy eyes’ la maquilladora recomienda utilizar una sombra de ojos en crema que tenga mucha luminosidad pero que sea un tono similar al color que has escogido para el párpado superior. Después, sella esa sombra en crema con una sombra en polvo del mismo tono.

3. Eyeliner:

Maquilla una línea que vaya desde la línea de agua del párpado inferior hacia la sien, la inclinación en este caso no va a ser hacia la ceja sino hacia la sien. Esa línea que te ha servido de guía la tienes que conectar con la línea de pestañas del párpado superior. Sella la conexión entre ambas líneas con una sombra de ojos marrón oscuro para que cree un efecto ahumado dentro del propio eyeliner. Crea el degradado con una leve elevación horizontal hacia la sien.

Por último, maquilla debajo del arco de las cejas con un iluminador en polvo. Bajo las pestañas inferiores maquilla con un pincel muy finito con la sombra mate desde más o menos mitad del párpado hasta conectarlo con el eyeliner. Con el tono más luminoso marca desde la zona del lagrimal hasta llegar a integrarlo con la sombra mate.

4. Pestañas:

Riza las pestañas insistiendo sobre todo en la zona exterior para respetar la forma de abanico. Se pueden añadir pestañas postizas desde la mitad hacia el exterior. Marca bien con la máscara de pestañas depositando el producto desde la raíz elevando hacia la punta.

5. Corrector:

Se hace la magia con un corrector dos tono más claros que tu piel. Con la ayuda de un pincel plano, traza una línea con el corrector sobre la parte final del eyeliner en el tramo que parte desde la lína de agua del páprado inferior en dirección a la sien. Esto hará que mejore la calidad de la línea del eyeliner. La intensidad del tono claro, a través de la luz que reflecta en contraste con las sombras, conseguirá ampliar la proporción de los párpados con respecto al rostro. Un truco es intensificar este efecto visual con un iluminador corrector tipo Touche Éclat de Yves Saint Laurent.

Para finalizar, con el mismo pincel plano, traza una línea vertical con el corrector o el iluminador que parta dede el lagrimal en dirección a la aleta de la nariz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *